Andén es una revista cultural, independiente, autogestiva y temática. A través de ella buscamos producir reflexiones originales y creativas sobre problemas cotidianos, esos que constituyen nuestro día a día.

Como no andamos con pequeñeces, no pretendemos disputar la agenda del día con los grandes medios comerciales, sino que brindamos herramientas para pensar una realidad, que, en su mayoría, escapa, atraviesa y se cuela por esos medios. Lejos de una correcta administración de la noticia, buscamos sobre todo pensar(nos).

No tenemos miedo de escuchar a los que piensan diferente, de hecho, publicamos muchos artículos que contradicen nuestra línea editorial. Creemos en la diversidad en serio, es decir, habitando la contradicción.

Nos interesa mucho dialogar, equivocarnos y aprender; para lo cual, es fundamental que participen de nuestras ediciones personas que no sabemos qué van a decir. Sí, nos gustan las sorpresas.

Pensamos la situación latinoamericana, con los pies en la tierra y sin miedo a patinar en el barro, eso significa que publicamos notas feministas, antipatriarcales, descoloniales, anticolonialistas, liberadoras y otros sentidos utópicos y emancipadores que todavía nosotros no imaginamos, pero ustedes tal vez sí. Por eso nos gusta abrirle el juego a los que por primera vez escriben algo para un medio, a los que salen de su esfera de confort académico y se le animan a la divulgación o a los que tienen algo que aportar sobre las muchas realidades que hay y no tienen dónde hacerlo.

Somos incorrectos en casi todas las posibilidades que ofrece un medio de comunicación, y no nos sonrojamos al admitirlo ya que en tiempos en los que el periodismo se terminó, ¿por qué no sumar lo que nosotros pensamos que debería ser?

No renegamos de la web ni de las redes sociales, pero bancamos el papel. Amamos sus tiempos, sus modos, su textura, su olor y su materialidad. Por eso imprimimos nuestros números (siempre que podemos).

También somos fanáticos de los ferrocarriles. Consideramos que un andén es una parada en medio del viaje, en la que nos encontramos con amigos/as, desconocidos/as y con posibilidades. Nos gusta viajar, sacar la cabeza por la ventanilla, limpiar las vías y echar leña en la locomotora, parar en lugares inhóspitos y en estaciones repletas, no nos molesta viajar solos o apretados, y siempre hacemos lugar para uno/a más…

Subí, el boleto es gratarola.

// STAFF 2016


Puede descargar ¿Quiénes Somos? en formato .pdf