Luis D´Elia es, para propios y extraños, el ejemplo más claro del zôon politikón de Aristóteles: un verdadero animal político. Un hombre dispuesto a dar batalla en la arena que fuera, sin importar quien sea su interlocutor. Eso es acaso lo más sorprendente de su persona. Del mismo modo en que entrevista a Magdalena Ruiz Guiñazú y enfrenta al grupo Clarín, del mismo modo en que orgulloso enseña sus fotos firmadas por el ayatolá Jomeini, así, desafiante, le dio una entrevista a Andén sin importar la desventaja numérica a la que se enfrentaba.

Los cuatro corresponsales de Andén se encontraron con un personaje político de mucho poder real, un generador de consensos entre los militantes más aguerridos del campo social. Amable, pero sin dejar de marcar la distancia, D´Elía no dejó un solo momento de marcar su posición, de delimitar el campo entre él y sus enemigos, a los que considera enemigos de la sociedad toda. Un hombre muy humano al reconocer todo lo que le quitó su militancia. Un carnicero insensible -para usar sus propias palabras- a la hora de buscar y encontrar las contradicciones de un sistema al que llama decadente.

Gran tomador de mate, periodista amateur y a la vez profesional, tanteó a los cronistas, los midió, mensuró su capacidad de fuego y cuando supo -baqueano viejo- que eran inofensivos, se relajó y habló de todo cuanto quiso sin guardarse nada: política nacional, internacional, militancia, aborto, drogas, el nuevo congreso, Kirchner, Cristina, Moyano, sus aspiraciones políticas. ¿Cuánto se guardó? Es imposible saberlo. Críptico por su oficio político, sugiere, ironiza y esconde la mano que tira la piedra. Pero, puesto a jugar, elije la pendular cadencia de quien tiene la estrategia pensada y probada una y otra vez. Revela, transforma en anécdotas encuentros que el común de los ciudadanos no puede ni soñar. Enumera amigos y futuras víctimas, desafía a quienes desde la burguesía lo miran como un bicho raro y sin ningún empacho dispara, como el franco tirador que se acostumbró a ser.

No es un extraño surgido de la nada de la era K. Es una consecuencia directa de las injusticias estructurales de la sociedad a la que enfrenta. Representa a miles y miles de personas que como él, a diario, rumian su odio hacia los ricos porque saben que la riqueza de unos pocos no es la irrupción de la fortuna en un par de vidas bienaventuradas sino la práctica sistemática de la espoliación. Pueden cuestionarse muchas de sus respuestas, muchas de sus prácticas y su estilo, por momentos salvaje. Pueden criticarse sus aliados, sus filiaciones, su ideología pero nunca, nunca, una vez que se ha conversado con él, se lo puede pensar como un títere de los poderosos. Las bestias no tienen amo, sobreviven por sus propios medios, combaten allí donde se las enfrente.

Andén: ¿Qué significa hacer política?

Luis D´Elia: Yo creo que es un instrumento de servicio, de cambio de la sociedad. Realmente es la construcción del bien común en el sentido más profundo.

Andén: ¿Cómo fueron sus orígenes en la política?

L.D: Yo militaba en la coordinadora de estudiantes secundarios zona oeste, en los ´70 y era delegado de la escuela Nº2 de Haedo.

Andén: ¿En estos primeros pasos cuáles fueron las cosas que lo movilizaron?

L.D: La opción radical por los más pobres.  Ése es el tema que ha marcado mi militancia política desde los 16 años hasta la fecha. Eso quiere decir pelear por la vida durante la dictadura, pelear por la tierra en los 80, pelear por el trabajo en los 90.

Andén: ¿Y hoy en día?

L.D: Seguir peleando por el trabajo, por una nueva organización de la clase obrera, que hoy el 60% de esa clase no está ni en la CGT ni en la CTA y que es víctima del trabajo en negro, el trabajo informal y el trabajo precario.

Andén: ¿Cómo entiende que después de cuatro años de gobierno kirchnerista y los dos que lleva Cristina, en los cuales el país ha crecido a niveles históricos, se ha ampliado la brecha entre ricos y pobres?

L.D: Eso no es cierto. Cuando Kirchner asumió había 57% de pobres indigentes. Hoy podremos discutir si hay 20, 25 o 30% pero hay la mitad de lo que había.

Andén: ¿Y la diferencia entre salarios más altos y los más bajos?

L.D: Eso tampoco es cierto. El ingreso per cápita ha mejorado sensiblemente. Fijate cuánto ganaba un jubilado en dólares y cuánto gana ahora. Es insostenible eso.

Andén: Hablaba de una nueva organización de los trabajadores ¿Cuáles son los desafíos?

L.D: Hay que pensarlo porque el trabajador hoy el trabajo para toda la vida no existe más. Ni en el estado ni en el mercado. Y hoy tenes el 60% de la clase trabajadora que no tiene posibilidades de organizarse porque además si se organiza lo despiden. Así que habría que ofrecer otro tipo de garantías, de institucionalidad. Y creo que la CTA y la CGT son planteos organizacionales viejos. Hay que pensar en uniones que regulen el trabajo temporario, den cobertura social, den cobertura previsional, capacitación y que garanticen que el trabajo corta.

Andén: Hay cuestiones inconclusas que la constitución consagra como en el punto 14 bis como la participación de los trabajadores en las ganancias de las empresas?

L.D: Algunas empresas participan a sus trabajadores pero el drama más serio es que del sector sindicalizado ese 40% solamente en el 12% de los establecimientos hay comisión interna así que necesitamos libertad y democracia sindical en serio.

Andén: Ud. Dice que hay un porcentaje muy alto de trabajadores por fuera de la CGT y la CTA ¿a qué se debe?

L.D: Al laburo en negro, a la precarización jurídica, y a la temporalidad.

Andén: ¿Y cómo puede contrarrestarse?

L.D: Bueno, con nueva legalidad, a la canadiense. Canadá tiene uniones transitorias donde el laburante está tres meses en el campo, cuatro meses de albañil, cinco meses de mozo, siempre tiene laburo. La unión te coloca y te capacita. Te da cobertura social y previsionalidad. Pero hay que ir a ese modelo organizativo.

Andén: ¿Cómo se podría implementar aquí?

L.D: Estoy por irme a Canadá ahora a estudiar el tema.

Andén: ¿Sólo se da en Canadá?

L.D: En Canadá y en el norte de Europa.

Andén: En los países más ricos del mundo…

L.D: En las economías más consolidadas.

Andén: ¿Piensa que con la presión que ejercen aquí los grupos económicos y los medios que los componen se podría implementar?

L.D: Venimos gobernando contra ellos. Me gusta lo que dice el diputado socialista Jorge Rivas: “lo que más admiro del gobierno son sus enemigos”; y precisamente, más allá de sus defectos (que los tiene y son muy importantes) lo que nosotros también admiramos porque si en este país estas peleado con los patrones del campo, con los banqueros, con Clarín, y la embajada te mira de reojo estás en un problema.

Andén: ¿Qué entiende por democracia?

L.D: Yo creo que la democracia es fundamentalmente económica. Si no hay democracia económica todo lo demás es mentira.

Andén: ¿Hay un juego constante entre los fantasmas que se crean y la realidad que pasa por otro lado?

L.D: Claro. Esta sociedad legaliza, legitima sobre todo los grupos económicos y la concentración mediática. Operan así, legalizando y legitimando. También están en crisis. Están en problemas.

Andén: ¿Cree que la nueva ley de comunicación va a ayudar en ese sentido?

L.D: Va ayudar a democratizar, a pluralizar, a que haya más laburo, y a que haya más diversidad de voces.

Andén: Hablando de la democratización económica, en los últimos años han surgido nuevas formas de organización tales como las fábricas recuperadas, emprendimientos cooperativos que democratizan al capital. ¿Cree que es importante el apoyo a estos escenarios?

L.D: tengo un hermano que es alfonsinista, aunque más que alfonsinista, él dice que es radical.

Andén: ¿Qué opinión tiene sobre Alfonsín?

L.D: Creo que era un tipo que tuvo grandes posibilidades políticas, creo que estuvo mal rodeado y creo que tuvo intuiciones parecidas a las de Kirchner; nada más que Kirchner es un carnicero insensible. Yo pasé en mi programa un discurso de Alfonsín contra Clarín. ¡Impresionante! ¡De una actualidad…! También contra la sociedad rural ¡en la sociedad rural! Tuvo peleas muy parecidas… lo que pasa hoy. Pero él dudaba, él tuvo las mismas intuiciones. Ademas le tocó pilotear un momento muy difícil.

Andén: ¿Los errores que cometió Alfonsín se debieron a su entorno, a su condición política?

L.D: No sé. Yo por ejemplo el día de La semana santa estaba en la plaza. Esperaba que el presidente vaya con todo el pueblo atrás (un millón de tipos) a desarmar a los milicos y se entregaran. Y el tipo decidió arreglar ¿viste? Yo tuve una decepción muy grande ese día.

Andén: Él como Perón parecería haber tenido un sentimiento de responsabilidad.

L.D: Era una situación distinta. A Perón ya lo habían bombardeado y había quinientos muertos. Siempre está la disyuntiva “sangre o tiempo” ¿no? Ahora vos fijate, querés hacer las cosas por la vía democrática y mirá estos tipos. Yo creo que a Alfonsín le hicieron muchas de las cosas que le están haciendo a Kirchner ahora. La impresión que tengo es que por ahí Kirchner es un hijo de puta, nuestro hijo de puta, digo, un tipo más duro, más sanguinario a la hora de meter cuchillo. El tipo te dice ley de servicios de medios audiovisuales y a la mierda. Entonces muchos no se animan.

Andén: ¿Cómo se imagina un congreso con él como diputado?

L.D: Va a estar lindo. Va a dar todos los debates. Es un peleador nato. Un tipo muy inteligente también.

Andén: Es importante pensar nuevas formas de organización sindical.

L.D: A mí me parece que el actual formato sindical no expresa al común de la clase trabajadora argentina. Y cuando digo el actual formato también me refiero a la CTA. Creo que el 60% de la clase está afuera.

Andén: Hay clientelismo en la argentina?

L.D: Hay que ver que entendés por clientelismo. Yo cuando era pibe iba a jugar a la pelota al Don Bosco. Tenía que ir a misa, me daban un certificadito y con eso podía jugar. ¿eso como se llama? Hay que ver, creo que hay conductas políticas, creo que el clientelismo es la negación de la politización de la organización. Creo que la continuidad de una organización está en la profundización de su politización. Cuanto más política es, menos clientelar se torna. Ahora, clientelismo muy difícil. Esta sociedad es decadente en lo cultural, la peor derrota que hemos tenido es cultural. El clientelismo es una conducta inherente a nuestra sociedad. Es más fácil ser capataz de los demás que dirigente. Es más fácil llevar a patadas en el culo a los compañeros que explicarle y hacer una asamblea. Es una pelea que hay en todas las organizaciones. Ahora, la que más la entienden son las organizaciones sociales muy por el contrario de lo que cree la sociedad. En los únicos lugares donde la asamblea es religión es en los movimientos sociales. En los partidos yo no veo el estado asambleario. Yo en la organización si tengo que hacer una elección lo tengo que explicar de abajo para arriba.

Andén: ¿Eso es parte de la decadencia cultural?

L.D: Es parte.

Andén: ¿Es una vida sacrificada la del dirigente social?

L.D: Sí, es muy dura. Muy muy dura.

Andén: ¿Ha tenido que relegar cosas de su vida personal?

L.D: Sí, podría haber sido mucho mejor padre de lo que fui.

Andén: ¿Se lo reclaman?

L.D: Sí y no. Como mi familia milita conmigo…pero siempre hay un reclamo que está latente.

Andén: El domingo pasado (29/11) ganó Mujica las elecciones en Uruguay que opinión te merece este nuevo escenario en relación a los progresos de evo morales en Bolivia.

L.D: Creo que hay una pelea en todo el continente. Estados unidos va a trabajar para romper todos estos procesos democráticos, populares, abiertos, que se vienen dando en todo el continente. No va a ser fácil. La pelea va a ser muy dura.

Andén: ¿Qué opinas de la situación en Honduras?

L.D: Ayer recibieron un golpe muy duro. El 65% de la gente no fue a votar. Debería la derecha hondureña tomar nota.

Andén: ¿Y la actitud de Estados Unidos al respecto?

L.D: Dejó de ser ambigua para ser antidemocrática.

Andén: ¿Puede haber un efecto cascada en el resto de la región?

L.D: Ojalá que no. Pero ya están pensando sobre todo en Paraguay y en Argentina. Si pudieran golpear lo van A hacer.

Andén: ¿Por qué particularmente Argentina?

L.D: Van a tratar de desplazar a Cristina por que se han tocado intereses muy fuertes acá. Además hay un estado de solidez de la economía argentina muy alto. Ochenta mil millones de dólares por todo concepto entre las reservas federales y el anses. Un bocado más que apetecible para los rufianes de siempre.

Andén: ¿Qué rol van a tomar las organizaciones sociales?

L.D: Si hay golpe y lo ponen a Cobos de prepo van a tener que aprender a nadar. Es así. No somos De la Rua nosotros. Moyano y yo, algún problema les vamos a causar.

Andén: El avance sobre argentina tiene que ver con el hecho de fuera a corrientes a cortarle la tranquera a Tomquins? ¿Fue un acto simbólico o fue un hecho concreto?

L.D: Ahí se discutían varias cosas, sobre todo la soberanía argentina sobre el acuífero. Es raro que nos pongan un millonario a 500 km. De la base Marical Estigarribia que tiene de vecino a Barbara bush del lado paraguayo. Creemos que quisimos hacer un signo fuerte y lo logramos. Porque terminamos con la reforma de la constitución correntina. Que ahora, reformada, prohíbe a los extranjeros habitar ahí arriba.

Andén: Pero él sigue siendo dueño de una gran porción de los esteros.

L.D: Tiene mucha plata. el otro día me llamó Ricardo Colombi porque volvió a haber problemas y quizás haya que hacer alguna que otra movida.

Andén: En el sur también tiene tierras.

L.D: Tiene una estancia llamada Monte León que partía  Chile en dos. Pero la del sur argentino la vendió.

Andén: Se inicia un nuevo periodo legislativo en el 2010 cuales consideras que deberían ser los temas que deberían discutirse en el parlamento y si ves algunos consensos básicos más allá de las bancadas como es el caso de Brasil  contra la pobreza.

L.D: Bueno, acá hemos tomado medidas mejores que en Brasil. El Plan hambre cero en Brasil todavía esta de manera incipiente…si uno toma los números generales del Brasil. Acá los temas son reforma financiera, reforma del código minero, nacionalización del gas y el petróleo, volver a plantear lo que es la distribución de la tierra y el tema de la extranjerización , ponerle limites al tema sojero, una nueva constitución.

Andén: ¿Una nueva constitución?

L.D: Si. Esta constitución es un desastre. Hoy el petróleo está en manos de 10 emiratos por la reforma de 1994. Riquezas que deberían ser del conjunto del pueblo argentino son de 10 provincias, una barbaridad.

Andén: ES una idea jugada…

L.D: Escuchame, vos sos radical, mosconi, Sabio. ¿Qué es eso? ¿Quien creó YPF el radicalismo no?

Andén: ¿La relación con los medios como va a ser para el próximo periodo con esta nueva ley de medios?

L.D: Me parece que hay que aplicar el contenido de la ley. Canal 13 tiene que elegir, clarín tiene que elegir, canal 13, Tn, en la prov. De bs.as. las 2 cosas no pueden tener.

Andén: ¿Su vínculo con los medios? Ud. Es una persona muy frontal  a la hora de dar reportajes.

L.D: Mal a propósito porque no hay nada que exprese más la derrota cultural en la argentina que los medios. A los medios hay que generarles debates, crisis.

Andén: ¿No te sentís muy expuesto ante las críticas y el impacto que los medios generan en la sociedad sobre su persona?

L.D: A mí no me va a extorsionar ningún medio. No me cagué con los militares…yo era responsable del servicio de paz y justicia de la zona oeste del 78 al 82. No me voy a cagar con los militares ni con canal 13.

Andén: ¿Y las veces que ha tenido conflictos con gente muy particulares de los medios? ¿no te genera una autocrítica?

L.D: Ese es el prejuicio pequeño burgués, que es un prejuicio bastante extendido en la argentina. Ahora a la gente le encanta que yo me pelee con los medios, que les de debate, que los cuestione, que les diga lo que nadie se atreve a decirles. Es mucho más fácil hacer política prendido a las tetas de los medios, vos que te crees que no lo se eso? Ahora, terminas siendo un títere de ellos. Terminas siendo Fernando Iglesias, eso no cambia nada, eso no construye la sociedad que yo quiero.

Andén: ¿Sus compañeros que lo siguen saben esto?

L.D: Sí, por supuesto.

Andén: ¿Lo ven como un referente en esto?

L.D: Están muy locos. A mí me escuchan 500 mil personas cada mañana. Y digo todo lo contrario de lo que dicen los demás. Y más con un programa que no tiene nada que envidiarle a los de ellos. Mi productor es el primer productor de TVR, Pablo Malicie. Hoy la tuve a Magdalena a media hora en mi programa. Trabajándole contradicciones. Y la gente se caga de la risa.

Andén: ¿Te gusta el periodismo?

L.D: Me hubiese gustado. Es un ámbito bueno. Pero no hago periodismo. Yo soy columnista. Y eso los desespera. Que haya algo que crece y ellos no controlan ciertamente los desespera. Ya les pasó en varios lugares de América. Este no es el primer lugar. ¿Cómo te pensas que creció Chavez? Chavez creció contra globlo visión, contra RCTV, contra la universal. La lógica de los políticos del sistema…Kirchner hace un poco lo que hago yo, provoca, pelea, mete debate. Quien se mete con Tinelli acá.

Andén: Scioli tiene una postura distinta en ese debate.

L.D: ¿Scioli? Un chupa Tinelli. Son políticos del sistema. Ese no va a ningún lado.

Andén: Han pasado 50 años del proceso revolucionario en cuba, ¿cuáles son las enseñanzas que esto deja?

L.D: Cuba tiene 50 años de revolución y 49 de bloqueo. Han hecho en el marco de ese bloqueo lo que han podido. Educación para todos, salud para todos, laburo. Se bancaron la caída del muro con todo lo que eso significo para ellos. Y ahora están avanzando a un modelo que se parece cada vez más al chino. Una economía con mucho ribete capitalista  y un sistema político comunista. Es complicado. Tengo críticas  para hacerle a la revolución pero jamás se las voy a hacer en público.

Andén: ¿Por qué no condice con su condición de dirigente?

L.D: No, porque no le hago el juego a lo peor de América. La revolución cubana puede tener muchos errores ahora, ni pensar lo que significa la gusanada de Miami, Mass Canosa. Yo hacerle el juego a esos tipos jamás.

Andén: ¿Es posible un crítica al proceso revolucionario con  honestidad, sin hacerle el juego a las derechas?

L.D: Si, es posible. Después hay mucho que cruzar. Cualquiera en el imaginario colectivo puede pensar que nosotros somos un país democrático y ellos no. Y cualquiera que conozca cuba electoralmente por ahí es más democrático que nosotros. Que democracia va a haber si aca entre De Narváez y yo,  un señor que puede gastar 50 millones de dólares en una campaña no? Eso violenta las normas básicas de la democracia burguesa. Los sistemas son perfectibles cómo y de qué manera cada pueblo verá.

Andén: ¿Cuál es el desafío de los pueblos de la región?

L.D: Integrarse. Banco del sur. Petrosur. Integrarse. Ojalá pudiéramos repatriar todas nuestras reservas de la reserva americana y con eso capitalizar el banco del sur. Ojalá. Así en todos los niveles. Un parlamento único.

Andén: ¿Es posible llegar al tipo unión de la comunidad europea?

L.D: Si seguimos asi no está lejos. Lo veo muy probable.

Andén: ¿Tendríamos que resignar cierto liderazgo en la región?

L.D:¿Por las disputas? Disputas alentadas por el imperio. Creo que hoy Lula es una especie de presidente de América.

Andén: ¿En el  contexto de movimientos sociales cuál es el rol de la argentina?

L.D: Argentina tiene un muy valioso movimiento social, igual que Brasil y Uruguay. Nosotros tenemos fuertes relaciones con Brasil. Integración, volver al sueño de San Martin y Bolívar. Volver al sueño de los padres fundadores. La de hacer Latinoamérica una. Las fronteras fueron puestas por las oligarquías neocoloniales.

Andén: ¿Te imaginas un moyano 2011?

L.D: ¿Por qué no? Con Moyano hemos compartido la lucha contra el menemato. La marcha general, los siete paros. La marcha grande por el trabajo. Moyano no es Barrionuevo, es otra cosa.

Andén: ¿Vos tenes aspiraciones a llegar en algún momento a la presidencia?

L.D: Por supuesto. Cuando nos encontramos con Moyano el otro día me dice “qué foto para la interna”! tiembla Scioli. Yo creo que un yunta con el podríamos ganar la provincia de buenos aires  en un escenario próximo.

Andén: ¿A qué se debe que sean reemplazados los políticos de carrera por presidentes de nueva extracción (mujeres, sacerdotes, médicos, indígenas, trabajadores) gente más arraigado a las bases?

L.D: El debate de los ´90 tiene que llegar. Todavía estamos en los ´70, los ´80 pero el debate de los ´90 tiene que llegar. Y estamos llenos de profesionales de la política. ¿Porqué la gente tendría que bancar a Cobos o a un Reuteman o a Carrio? ¿Por qué?

Andén: ¿Consideras que la gente necesita de un shock para reconsiderar esas figuras?

L.D: De apoco. Para mí fue un año extraordinario. Para mí la radio ha sido un hallazgo inmenso. Porque me permite dos horas de mi vida dialogar con la gente. Y eso es bárbaro.

Andén: ¿Te enfrentas a la crítica de la gente?

L.D: La gente me critica, me cuestiona pero también adhiere. tengo 300 mensajes diarios, los mismos que González oro. Nada más que él es un facho. La sociedad no es facha. En la medida que la sociedad se va politizando se pone más democrática y va saliendo adelante. Yo lo que tengo es mucha adhesión. El otro día  hice un cabildo abierto acá en frente y vinieron mil quinientos tipos de clase medie. Por la libre.

Andén: ¿Y por qué tanta adhesión?

L.D: Porque en el dial hay hegemonía neoliberal conservadora.

Andén: Tenes un libro de Daniel Dri sobre la utopía de Jesús.

L.D: Creo que mucho de lo que está pasando en américa latina tiene mucho que ver con el proyecto liberados de Jesús. Jesús que era antiimperialista, que era un trabajador, que era un palestino de religión judía. Hoy sería un revolucionario.

Andén: La iglesia no lo piensa así.

L.D: La iglesia después de Constantino ha perdido su rumbo en la historia. Esta iglesia no es la iglesia de Jesús, para nada.

Andén: ¿Sos un hombre de fe?

L.D: Sí, aunque no creo en la iglesia. Creo que hoy la iglesia, las iglesias, son un método de control social más que otra cosa. Todas ellas.

Andén: Temas sensibles para la iglesia como lo es el aborto, ¿qué le generan?

L.D: Tengo una postura sobre eso. Durante años de mi vida estuve muy en contra del tema del aborto. Hoy soy partidario de que la mujer pueda tener educación sexual a fondo y que después pueda elegir. Tiene derecho a hacerlo.

Andén: ¿Por qué el cambio de postura?

L.D: Por las miles de mujeres muertas en el país. Es la principal razón de muerte de mujeres en la argentina, generalmente pobres. la iglesia por un lado genera oscurantismo. Siguen diciendo que el preservativo es pecado. Yo estuve en Kenia  y hay 30 millones de infectados de sida y siguen diciendo que el preservativo es pecado. ¿Por qué no se van a la puta que lo pario? Todos tienen derecho a usar todos los métodos, diu, la pastilla del día después. Todo. La libertad de elegir llevada al extremo.

Andén: ¿Es posible en la argentina una ley que legalice el aborto?

L.D: Sí, está muy avanzada la discusión en la sociedad y los grupos feministas son muy fuertes. Yo creo que salud sexual y reproductiva, violencia contra la mujeres igualdad de derechos. Yo creo que en el mundo de la mujer son temas que tienen un peso superlativo.

Andén: ¿Los derechos de las minorías sexuales?

L.D: También. No hay que confundir  el avance del derecho positivo con la normativa religiosa. La normativa religiosa no puede ser impuesta al conjunto de la sociedad. Para la sociedad el avance del derecho positivo nada más.

Andén: ¿La legalización para el consumo personal de algunas drogas que te genera como dirigente social?

L.D: Mis hijos están a favor de la liberalización. Creo que la droga tiene que ver con 2 motivos. Uno que tiene que ver con el derecho penal y el otro con la filosofía. El que tiene que ver con el derecho penal tiene que ver con las mafias. En la provincia de buenos aires la droga es manejada como la política, por Duhalde. Entonces Duhalde, cana, justicia, punteros de las drogas es parte de una mafia de un mismo sistema. Creo que es posible atacar ese mal de raíz. Y el problema filosófico: las sociedades que necesitan evadirse son las que  han perdido el sentido más personal de la existencia. Entonces lo que hay que trabajar es la propia identidad, los propios proyectos personales y colectivos de vida. Es un signo de decadencia, de vacío, de la nada.

Andén: ¿Logros y cosas pendientes del gobierno kirchnerista?

L.D: Los logros son impresionantes. Este es el gobierno de mayor acumulación y ahorro en 60 años de perón para acá. Derogación de las leyes de impunidad, retiro de las fuerzas armadas que comulgaban con el consenso de Washington, estatización de los fondos privados de pensión, estatización del agua, del correo con defectos pero vuelven a ser del estado, ley de servicios audiovisuales, asignación universal por hijo para pobres indigentes, la corte. La mayoría de los fallos son contra nosotros.

Andén: ¿Qué es lo primero en un líder sindical?

L.D: La defensa irrestricta de la clase trabajadora y sus intereses. No hay otra. Y el que se sale de eso es un traidor. Argentina tuvo muy importantes dirigentes sindicales.

Andén: ¿La CGT estaría dispuesta a discutir una nueva forma de organización sindical?

L.D: Creo que no. Moyano puede ser. Pero eso no es mayoría desde el punto de vista ideológico. Tuve una charla con la presidente. Yo creo que los trabajadores informales podemos ser al kirchnerismo lo que los trabajadores industriales fueron a Perón. Y le quiero demostrar por qué.

Andén: ¿Tu opinión sobre el consejo económico y social?

L.D: El kirchnerismo en algunas de sus políticas tiene visiones tiene páginas viejas, pasadas de moda. ¿Que pacto social vas a hacer? Si vos juntas la uia, la aea, la iglesia, cgt, cta y tenes el 70% de la sociedad argentina afuera ahí